Miguel Olmedo viste las bodas de Granada con las últimas tendencias para hombre

Miguel Olmedo extiende su compromiso con la elegancia en el vestir masculino a una impecable trayectoria que dura más de tres décadas. Durante todo este tiempo, ha sido siempre fiel a su idea de vestir al hombre siempre a la última, con un profundo respeto por los atuendos clásicos, pero adaptándolos a las nuevas circunstancias.

Miguel Olmedo acude de nuevo a Expoboda con el objetivo claro de mostrar que la elegancia en la ceremonia está al alcance de todos. El propio Miguel repite una y otra vez que su deseo no es sólo «vestir al novio o al padrino, sino vestir una boda». ¿Qué implica esto? Muy sencillo: que todos los invitados masculinos puedan ‘acompasar’ su indumentaria, creando una sensación de boda ‘elegante’ difícil de superar.

Sólo una firma del prestigio de Miguel Olmedo es capaz de conseguirlo. Y los motivos son muchos: en primer lugar, porque cuenta con marcas de prestigio, como Fuentecapala, Eduardo Bosch o Hugo Boss. Todas ellas presentan sus colecciones para 2016 en el expositor que Miguel Olmedo tendrá en Expoboda. En segundo lugar, destaca este gran profesional y conocedor del sector de la moda masculina el hecho de que se está volviendo a los atuendos más tradicionales para ceremonia. Afirma que «el smoking vuelve a estar de moda. Ese traje de ceremonia que en realidad nunca se fue, pero que, en cierta medida, se vio eclipsado durante una época por las levitas y semilevitas, y otras formas de vestir al novio».

Calidad, ante todo

Para Miguel Olmedo, la calidad es una apuesta irrenunciable, que implica evitar tejidos con brillo y con cortes que hoy por hoy han dejado de marcar tendencia. «Se vuelve a los tejidos muy matizados, muy limpios. El smoking, por ejemplo, se ha renovado mucho, y los de ahora tienen en las chaquetas unas solapas un poquito más estrechas, y pantalones de corte más estrello, o ‘slim fit’». Además, se imponen colores como el azulón, que, combinados con el negro, dan una gratísima impresión, combinadas con vestibilidades mucho más entalladas. Y otro tanto ocurre con los chaqués, que se personalizan al detalle.

Miguel Olmedo ofrece trajes de ceremonia para cualquier conformación física, gracias a su servicio de medidas especiales. Bastan 25 días hábiles para adaptar el traje a cualquier persona. Con la facilidad, además, de que les ofrecen parking gratuito el día de la prueba. El cuidado en los complementos sigue siendo una marca de esta casa, que siempre acepta el reto de la elegancia, y se esfuerza en tener detalles, como el hecho de que los novios que cierren su vestibilidad en Expoboda tendrán como regalo unos zapatos Martinelli valorado en 119 euros, y bonificaciones especiales a los padrinos y padres del novio.

Compartir: