Los anillos, símbolo de la alianza matrimonial

El momento en que los novios intercambian los anillos simboliza su unión matrimonial, esa alianza de compartir una vida juntos. La tradición de los anillos en las bodas es clásica, de las que pasa de generación en generación, hasta el punto que su origen se remonta a casi tres mil años antes de Cristo. Al parecer, fue la civilización egipcia de entonces la que intercambiaba anillos en sus ritos matrimoniales. Para esta cultura, el círculo representa una forma sin principio ni fin, el mismo significado que le quisieron dar al matrimonio con el anillo, una unión eterna.

Donde verdaderamente se popularizó el uso del anillo nupcial, fue en la antigua Grecia. Los novios lo colocaban en el cuarto dedo de la mano izquierda, ya que los griegos creían que una vena de ese brazo conectaba directamente con el corazón y, por tanto, con el amor.

Con el paso de los años y los siglos, tanto los romanos como los cristianos adoptaron esta costumbre para su ceremonia nupcial. Antes de dar este paso, el uso de los anillos estaba muy extendido entre los romanos para sellar cartas, instrumentos y otros elementos. A raíz de ello surge la tradición de dar el anillo el marido a la esposa en prenda y señal de los esponsales que contraían. El anillo representaba la señal de la promesa de matrimonio y con su entrega, se aseguraba el hombre a la mujer. Incluso en la Biblia, en el Antiguo Testamento se pedía la mano con un anillo, aunque no como los tenemos hoy. Antaño eran de cuero, luego de hierro, hasta hacerlos de metales preciosos como el oro. Además, en el siglo IX, el Papa Nicolás I, decreta que entregar el anillo a la novia es una declaración oficial de la intención de casarse.

En España, y en la cultura europea en general, los novios utilizan el anillo, casi siempre de oro, en el que graban el nombre y la fecha del enlace. La colocación de la alianza en una mano u otra depende de la región, pudiendo ponerse en el dedo anular de la mano derecha o en el anular de la mano izquierda. Es curioso que en algunos países europeos, por ejemplo, el novio tras ponerle el anillo a la novia, se lo coloca a sí mismo. O en otras zonas, el anillo solo es para la novia.

Síguenos en nuestra página de Facebook (pincha aquí).

Compartir: